Publicidad | Vea su anuncio aquí

Guerra de pandilleros en California comenzó por disputa en Starbucks

Hells Angels: Una banda mítica

Hells Angels: Una banda mítica

No todos los Hells Angels quieren asociarse a la violencia, y organizan multitud de eventos benéficos, pero en California hay una guerra con otra pandilla conocida como los Vagos.

Getty Images
Murales contra las pandillas en San José

VIDEO Murales contra las pandillas en San J... - Univision Television Group

Ver videos
Identifican a hombre que mató a miemnbro de \

VIDEO Identifican a hombre que mató a miem... - San Francisco: KDTV

Ver videos
Alerta por funeral de otro integrante de Hells Angels

VIDEO Alerta por funeral de Hells Angels - Univision Television Group

Ver videos
tatoo11

FOTO Crimen resuelto por tatuaje

Ver fotos
Jóvenes pintan murales contra las pandillas en San José

FOTO Murales contra la violencia en San José

Ver fotos

 

SAN FRANCISCO - Parece ridículo, pero dicen que es cierto: La guerra entre dos violentas pandillas de motociclistas que se ha cobrado tres vidas durante el último mes en California pudo haber comenzado por el derecho a frecuentar un Starbucks.

Quizás el exceso de cafeína enloqueció a los pandilleros, o estos rudos motociclistas no saben vivir sin su "skinny caramel macchiato" diario.

La agencia Reuters reportó que la batalla que libran los archifamosos Hells Angels con una pandilla conocida como los Vagos pudo tener su origen en una pelea ocurrida en enero de 2010 en Santa Cruz.

"Todo fue por quién podía frecuentar el Starbucks del centro" de la ciudad", dijo a Reuters Steve Clark, subjefe de la Policía de Santa Cruz. "Los Vagos vinieron descaradamente y trataron de consolidar su presencia. Fue una movida bastante fuerte de su parte intentar establecerse como el club primario" en la zona, dijo Clark.

Luego soltó una prenda: "Sólo en Santa Cruz podrían ocurrir guerras entre motociclistas por el derecho a controlar los 'pumpkin spice lattes'".

Durante el último mes tres miembros de los Hells Angels en el norte de California han muerto en hechos relacionados a la guerra territorial con los Vagos.

El último incidente violento ocurrió el pasado 15 de octubre en el lugar menos esperado, cuando miles de motociclistas entraron con sus Harley-Davidson en un cementerio de San José un sábado por la tarde para enterrar a un compañero asesinado a tiros dos semanas antes en un casino de Nevada. Uno de los Hells Angels mató de un tiro a otro compañero y escapó.

Como si eso fuese poco, una semana después, en un incidente que no tiene que ver con la guerra, otro pandillero murió arrollado por el conductor de la camioneta aparentemente enfurecido con el motociclista.

Son tiempos difíciles para la legendaria pandilla, pero aunque nadie dice que está a punto de desaparecer, los expertos coinciden en que los hechos recientes son notables para una pandilla que describen como violenta, sofisticada y disciplinada con miembros leales hasta la muerte.

"Son los campeones pesados de la cultura pandillera de motociclistas", dijo Jay Dobyns, agente del departamento de control de Alcohol, Tabaco y Armas de Fuego (ATF) que infiltró la pandilla durante dos años en Arizona en 2001. "Todas las pandillas de motociclistas quieren esa faja" de campeona, agregó.

FOTOS: El sorprendente caso del pandillero que se tatuó un crimen en el pecho

La pandilla tiene una larga historia en California que data de su fundación en 1948 por veteranos de la Segunda Guerra Mundial en la ciudad de Fontana, al este de Los Ángeles.

En 1969 protagonizaron un famoso y lamentable incidente en el festival de música de Altamont, cuando un pandillero apuñaló y mató a un espectador durante un concierto de los Rolling Stones. La banda había contratado a los Angels como guardias de seguridad.

Un tribunal exoneró al pandillero al probarse que actuó en defensa propio contra el fan, que tenía un arma de fuego.

Ese hecho es considerado como la conclusión de la era hippie de 'paz y amor' que cuatro meses antes tuvo su punto culminante en el festival de Woodstock.

Según el departamento de Justicia los Hells Angels tienen 2,500 miembros en 230 capítulos en 26 países, y son una importante fuente de narcóticos. Las autoridades los han perseguido durante décadas pero el club no ha hecho sino crecer.

Los recientes problemas de los Hells Angels, sin embargo, tienen su raíz en la rivalidad con los Vagos, otra pandilla de California fundada en los '60. Los clubes son enemigos por lo menos desde 2001, tras una violenta confrontación en Costa Mesa.

"Estos grupos están intentando expandir su membresía y dominancia", dijo Kent Shaw, de la oficina de la Fiscal General de California. "Van a haber varios choques y parece que han empeorado durante los últimos años. Parece que todo está llegando a un punto culminante", agregó.

FOTOS: Murales contra la violencia en San José

El pasado mes de mayo una docena Vagos llegó a Lakeport, al norte de San Francisco, ocuparon un bar y comenzaron a correr sus motos por la calle principal de la ciudad, obligando a la Policía a cerrar el tránsito ante reportes de que un grupo de Hells Angels se dirigía al lugar.

Los Angels, sin embargo, decidieron regresar antes de llegar a las barricadas de la Policía.

El sheriff del condado de Lake, Frank Rivero, dijo que se trataba de un desafío a los Hells Angels, quienes le habían dado una golpiza a uno de los Vagos en la ciudad a principios de año. 

En junio, uno de los Vagos y un amigo fueron objeto de otra golpiza a manos de los Angels en un casino. Tres Angels fueron arrestados, uno sigue prófugo y Steve Tausan, un pandillero que se dedicaba a ser fiador, sacó de la cárcel bajo fianza a sus compañeros.

En septiembre, las pandillas pelearon otra vez.

El líder de los Hells Angels en San José, Jeffrey "Jethro" Pettigrew, fue asesinado durante un tiroteo con un grupo de Vagos en un casino de Reno, Nevada, el 23 de septiembre.

La violencia estalló nuevamente durante el funeral de Pettigrew el 15 de octubre.

Esta vez la víctima fue el fiador, Tausan, a quien un compañero, Steve Ruiz, supuestamente mató tras hacer dos disparos. Se dice que Tausan y Ruiz discutieron por el incidente del casino y se recriminaron no haber protegido a Pettigrew.

Ruiz, quien dejó su motocicleta en el lugar y al parecer escapó en un auto que lo esperaba, está prófugo.

Tausan fue sepultado el pasado día 29 de octubre, en el mismo cementerio en el que lo mataron, en medio de fuertes medidas de seguridad por temor a otro incidente violento.

Los Angels siempre han mantenido que son un club injustamente calificado como una organización criminal por los delitos de miembros que han actuado independientemente.

El grupo, de hecho, organiza tradicionalmente varios eventos al año como donaciones de sangre, recogido de juguetes para niños y cenas de Acción de Gracias para los más necesitados.

En su página web se puede leer: "Cuando hacemos el bien, nadie se acuerda. Cuando hacemos mal, nadie se olvida".

Karen Snell, una abogada que ha representado a los Angels, dijo que Pettigrew, Tausan y los demás involucrados en estos casos de violencia eran hombres serios de negocios con familias.

"Realmente eran clientes responsables. Siempre fueron unos caballeros en todas las interacciones que tuve con ellos", dijo Snell.

La hermana de Tausan, por su parte, se lamenta. "Perdimos a nuestro hermano, a nuestro padre, a nuestro hijo y a nuestro amigo. Dejó un gran hueco en nuestra familia y sólo esperamos que esto termine aquí".

Con información de The Associated Press

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí